es imperioso que en un bautizo la guagua esté de blanco