La derecha probablemente va a fomentar atentados y actos de vandalismo para evitar el plebiscito de abril